El horror de la app del Servicio Andaluz de Salud: Salud Responde

Suelo instalar pocas aplicaciones en mi smartphone y siempre con mucho cuidado, revisando los permisos, posibles virus y los rastreadores que puedan contener. No únicamente por mi privacidad, sino también porque hará que el smartphone consuma más memoria y además suelen ir acompañadas de más permisos, la mayoría innecesarios.

Hace unos meses estaba usando la aplicación del SAS (Servicio Andaluz de Salud), llamada Salud Responde, aquí podeis ver la web:

http://www.juntadeandalucia.es/SaludResponde/AppMovil/

Por entonces la app no traía rastreadores y no vi nada extraño ni virus en ella, y los permisos innecesarios en mi uso normal no los tenía activados por seguridad. Así, la facilidad de pedir cita o incluso cambiarla y ver cuanto antes si hay días libres para esas citas en mi centro de salud era evidente, sin tener que registrarme en la web o tener que estar llamando por teléfono. Asimismo, ofrecía y aún ofrece otras muchas opciones, como pedir cita en enfermería y otras interesantes.

Pero aquí viene lo extraño. Al mes siguiente (Mayo) sale una actualización de esta app. Como dije antes, empiezo a revisarla antes de instalarla y me saltan todas las alarmas:

Aquí os dejo los ejemplos de la web de Exodus que examina los rastreadores de una app de Google Play con las 2 versiones (de hecho, subí yo mismo las versiones a esta misma web):

https://reports.exodus-privacy.eu.org/en/reports/search/citamovil.saludresponde/

En mi smartphone suelo usar mejor la app descargada desde F-droid: ClassyShark3xodus, que te permite analizar una app incluso sin instalarla, tan solo el apk, y por supuesto también las apps ya instaladas.

Por todo esto, considero muy peligroso el usar esta app hasta que la Junta de Andalucía no se de cuenta de esto y haga un cambio. NUNCA debería traer código de empresas de otros países siendo un servicio público que pagamos con nuestros impuestos, y menos aún cuando se tratan temas tan delicados como los datos personales y médicos de las personas. Si estos datos cayeran en malas manos ya podeis imaginar lo que podría ocurrir algún día que quisierais contratar un seguro médico, préstamo, etc...

ESTOS DATOS SON PRIVADOS Y DEBEN PERMANECER PRIVADOS.

Si a esto le unimos las noticias que suelen insinuarnos que posiblemente los datos sanitarios de todos los españoles terminen en las nubes de empresas de Estados Unidos como Google o Amazon (que espero que no sea cierto algo así), iriamos encaminados a una vigilancia total de nuestro país por parte de un país extranjero y sin un control exhaustivo de dónde podrían ir a parar dichos datos y el comercio con ellos, con datos médicos de ciudadanos españoles. Dirán que hay contratos que aseguran esto y lo otro, pero sabemos que esto nunca se suele respetar y siempre hay fugas a otras empresas interesadas y que lo pagan muy bien. De hecho hoy lo que más valor tiene es la información y datos personales.

Espero que al menos la Junta de Andalucía cambie esta app y la mejore con más privacidad, sin rastreadores y sin permisos peligrosos innecesarios.

Mientras tanto no te aconsejo usarla. Pero esto ya depende de ti.